Sentir Guatemala

13 de enero de 2017 / 1:09 pm / Santiago Atitlán, Sololá.

Hacía calor fuera. Dentro del mercado, toda la gente iba y venía. Hay que decir que los mercados de Guatemala guardan ese no se qué delicioso y sabroso de latinoamérica. Es como un hermoso resumen de regiones. Entrar, equivale a un estallido de color, olor y sabor imparable que te va a entrar por los sentidos sin pedir permiso ni perdón.

Ella, casi imperceptible, estaba en una de las puertas de salida. Sentada en un banquito, la mesa en la que atendía le tapaba casi todo el cuerpo. Tenía su mesa llena de cocos y aún se sentía el olor a culantro y cilantro de la venta vecina.

Relucía su tocoyal por sobre lo demás. Esa prenda colorida y única usada alrededor de la cabeza por las mujeres de la región, que les da esplendor y belleza única. “¿Por qué me quiere tomar foto a mi? Déjeme que me arregle un poquito al menos pues” dijo mientras se sacudía el delantal, con esa sonrisa que se contagia al instante.

Guatemala es más bella de lo parece. Lo digo porque lo hermoso no está solo en lo que se ve, sino en la forma cómo Guatemala se siente . Sentir Guatemala, eso hace falta.

Por cierto, el coco estaba delicioso.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s